miércoles, 13 de marzo de 2013

Espera, Certamen de relatos,... y otras paranoias.


Hola amigos/as:
Aquí seguimos, tratando de matar la tensa espera como buenamente podemos, jugando y descubriendo este nuevo mundo de las redes sociales, a través de estas páginas con las que pretendemos acercarnos a vosotros.
En nuestro último contacto con Cristina Caviedes, nuestra editora, nos comento que estaba disfrutando con la lectura del manuscrito (tampoco suelta mucha prenda, jeje), mientras realizaba ya sus primeras anotaciones, a modo de sugerencia y corrección, para ser estudiadas luego por nosotros, en nuestro afán conjunto (el de la editorial y nuestro) porque Alcant vea la luz en el modo y forma que Sonia y yo imaginamos, y que vosotros os merecéis.
Estamos deseosos (ansiosos seria la palabra) por recibir esas primeras correcciones, y seguir trabajando la novela, porque este tiempo hasta la publicación nos está dejando un tanto descolocados.
Por un lado, tras casi dos años de esfuerzo, ambos decidimos tomarnos un tiempo para desconectar de un trabajo que nos había tenido totalmente absorbidos. Pero por otro, la ilusión, la tensión, y las ganas, no nos dejan aislarnos de un mundo que nosotros mismos creamos. Además, nuestro intento de llegar a vosotros, y daros Alcant a conocer a través del blog y Facebook, no permite tampoco que nuestra mente se libere de este proyecto.

Deciros por ejemplo, que el día que visite a Sonia con motivo de nuestro viaje a Valencia para conocer a las chicas de la editorial (Vanesa y Sarah), y asistir a la presentación de Postales, su recibimiento consistió en sentarme en una mesa, sacar folios y un boli, y pasarnos horas tratando de planificar y trazar nuevas líneas argumentales que alumbraran el nuevo despertar de Alcant.
Precisamente, aquello para lo que necesitábamos desconectar.
En fin, retazos que aun no podemos encarar, porque el mismo Alcant no lo permite, reclamándonos toda su atención.
En nuestro permanente contacto, es curioso el contraste que se presenta siempre entre nuestra ilusión y nuestras ganas de que la novela vea la luz, con el miedo y la responsabilidad que estamos adquiriendo según nos acercamos a vosotros; “¿Gustara?”,” ¿Sera lo que esperan?”…  Y así, miles de preguntas y dudas que nos acechan en esos momentos de tangible realidad, en los que comprendemos que realmente vamos a publicar nuestra novela.

Confiemos en la irresistible atracción de nuestra arma secreta: Sebastien Venom.

Al final, fue nuestra propia Editorial quien nos ayudo un poco a desconectar. Gracias a la convocatoria de su primer certamen literario.(http://ununiversodehistorias.blogspot.com.es/ ). Que mejor manera de distraernos, que haciendo algo que nos encanta; escribir.
Y poder hacerlo pesando en otra cosa que no fuera el universo de Alcant.
Nosotros ya hemos presentado nuestros relatos. Y no, no podemos deciros cuales son. Si os gusta leer o escribir, os recomendamos seguir el certamen y participar. Participar, porque participan ambas facciones; lectores y autores.
El lector tendrá la oportunidad de decidir que novela corta se publica,  a partir de uno de esos pequeños relatos presentados. E incluso decidir sobre la línea argumental. Además de poder optar a ganar algún premio.
Y el autor, de incógnito,  independientemente de ganar o no, podrá pulsar la opinión del público acerca de sus gustos, tanto del público en general, como por su propio trabajo y su manera de escribir.

Una vez presentados esos relatos, la rueda vuelve a girar en torno a Alcant. Y los días no han pasado con la celeridad que Sonia y yo precisamos (son relatos muy cortos, para que podáis leerlos todos), no solo para ver nuestro sueño cumplido, sino para poder compartirlo con vosotros, y poder de una vez centrarnos en lo que planea en nuestras cabezas.

Continuarlo.

Un abrazo a todos Arcanos.
Pd: Estamos encantados y agradecidos de que nos visitéis, pero nos gustaría invitaros a quedaros. Queremos saber quiénes sois. Deseamos saber de vosotros.